sábado, 19 de mayo de 2012

Las emociones negativas.


¿Tenes en general algún tipo de reacción emocional “negativa” en particular (como miedo, enojo, nerviosismo, pesimismo, etc.) antes o durante la competencia y sientas que ese aspecto de tu personalidad (enojón, miedoso, pesimista, etc.)  te perjudica en tu rendimiento y quieras transformarlo?
¿Cuál es la Amenaza que está percibiendo tu mente?

Podríamos definir a las emociones como reacciones psicofisiológicas que representan modos de adaptación a ciertos estímulos ambientales o de uno mismo. En particular las emociones negativas impactan la actividad cerebral, psicológica, física y social.
Las emociones negativas que sobresalen en el deporte podrian ser: abatimiento, aborrecimiento, aflicción, ansiedad, aprensión, aversión, cólera, culpa, desesperación, disgusto, dolor, engreimiento, envidia, exasperación, fastidio, furia, hostilidad, humillación, indignación, irritabilidad, miedo, nerviosismo, orgullo, pena, pesimismo, resentimiento, etc..

Un estudio realizado en Estados Unidos ha revelado que las emociones impactan el cerebro, concretamente las regiones de la amígdala y la corteza insular. Pero también ha demostrado que no estamos indefensos ante ellas, porque dependiendo de la actitud que tomemos ante determinadas situaciones podemos controlar la actividad neuronal que las emociones nos provocan. Gracias a dichas actitudes podemos aumentar nuestro bienestar, y disminuir el impacto de las situaciones dolorosas.

Desde el punto de vista fisiológico, además, las emociones producen respuestas en el cuerpo, en la forma de expresiones faciales o tonos de voz, y en la actividad del sistema nervioso autónomo.

Una investigación realizada en la Universidad de Standford, en Estados Unidos, ha analizado el efecto sobre el cerebro de nuestra capacidad de regular las emociones según sigamos dos estrategias distintas: la reconsideración cognitiva y la represión expresiva.

Según explican los científicos del departamento de psicología de dicha universidad, Philippe Goldin y James Gross, en un artículo aparecido en la revista Biological Psychiatry, la estrategia de reconsideración cognitiva (pensar sobre lo que está pasando) tendría un impacto temprano en el proceso de generación emocional, mientras que la represión expresiva (evitar que se note lo que estamos sintiendo) sería una estrategia de comportamiento cuyo impacto es tardío, dentro del proceso de generación emocional.

En las emociones se ponen en juego cuatro aspectos:
Una situación determinada.
Reacciones fisiológicas específicas (aceleración del pulso, de la respiración, tensión muscular, etc.).
Pensamientos concretos.
Respuestas concretas apropiadas para esa situación.

Para controlar las emociones negativas primero debemos identificarlas, luego aceptarlas, saber las causas, saber de donde provienen, que las provoca y trabajar para poder controlarlas; psicologicamente, alteran la atención-concentración, condicionan nuestras conductas e incluso activan la memoria.
El trabajo personal para desarrollar nuestra capacidad de manejo emocional es uno de los aspectos más importantes de nuestro crecimiento y bienestar psicológico en el deporte.
Reflexionar sobre las emociones ayuda a reducir el impacto negativo en el cerebro y en el psiquismo.
Recordemos que no se trata de esconderlas o reprimirlas, sino de ir descubriendo cuales son las áreas de nuestra mente que están reaccionando y porqué lo están haciendo para luego trabajar en su maduración y manejo.

Trabajar las emociones negativas.
Existen una variedad de tecnicas que permiten manejar nuestras emociones:

Las técnicas de control emocional inmediato nos sirven para controlar nuestras respuestas emocionales justo en la situación y el momento en que se dispara la reacción.

Las técnicas más importantes tienen que ver con el manejo de la atención. Cuando vivimos una emoción negativa, nuestra atención se mueve automáticamente hacia pensamientos que mantienen esa emoción activa o que la hacen crecer. El objetivo de las técnicas de control es evitar que la emocion negativa se dispare, nos envuelva y se manifieste.

La clave de estas técnicas esta en ayudar a hacer una análisis de la situación que nos provoca una respuesta emocional negativa y el tipo de reacción que tuvimos.
Observate, quizas las emociones negativas estan desnudando que percibís lo que estas viviendo como una amenaza, intenta mirarlo, percibirlo no como algo que te puede hacer daño, sino como algo que vas a buscar, como un reto, un desafío; la diferencia esta en que percibir la situación como amenaza deja entrever la posibilidad segura de un resultado negativo, dandole poder al "otro", ubicando la posibilidad afuera, en cambio afrontar la situación como desafío te coloca en una posición de poder lograrlo, entras a JUGAR, energizado, no solo creyendo sino con la conviccion de que TODO es posible....

Lic. Gustavo Ruiz
 Psicología Deportiva, Deportes, deporte, entrenamiento mental, fortaleza mental, habilidades psicológicas para el deporte, psicología del deporte, psicología aplicada al deporte, psicólogo deportivo, psicología de la actividad físisca y el deporte, psicodeporte, mente y deporte
Referencia:
Y. Martínez.Tendencias cientificas.